«Yo trabajé en una casa durante 14 años con un sueldo de $120, y a lo más que me subieron fue a $200.De eso ya tiene 7 años que me salí, y en ese tiempo yo me enfermaba y jamás me pagaban un médico. Y déjame decirte que cuando les pedí aumento de sueldo ponían pretextos para no dármelo y aún así aguanté. Pero un día me cansé y renuncié, y lo clásico que te dicen para no darte ni un quinto “yo no te estoy corriendo tu te quieres ir» y pues así me fui sin que dieran las gracias.»