Que como me ha afectado esta crisis, no solo me afecta a mí sino también mi hija y mi nieto ya que resienten la falta de un ingreso para solventar los gastos de la casa. Tengo 24 años trabajando en un Kinder de Gobierno. Me paga sociedad  de padres de familia y no es un salario digno porque no tengo ninguna prestación y lo que ellos me pagan está sujeto a aprobación de todos los padres, su modo es muy feo. Te exigen y en esta pandemia sólo se fueron y hay nos vemos sin pago. Los fines de semana trabajo en una casa,  hasta el momento es con lo cuento. Recojo carton, pet y lo vendo para sobrevivir. Ojala que el gobierno ponga los ojos en esta situación, creo que no soy  la única que trabaja  para el gobierno y sin ser reconocida como una mas a el servicio de la ciudadanía y niñez. 

Paloma Marcos, Trabajadora del Hogar.