Para mi es un trabajo que te da lo que quieres como todo tiene sus altos y sus bajos. Pero las que no tenemos otra fuente de generar ingresos lo tenemos que hacer. Trabajando fue como saque adelante a mis 3 hijos y hoy ya están casados. Sigo trabajando para mí, hasta ahora me di cuenta que yo existo y que no tengo de quién depender. Gracias a Dios me siento bien, a mi edad lavo, plancho, cocino y limpio. Tengo dos trabajos y he aprendido que los problemas del trabajo se quedan en el trabajo. Tratemos de ser positivas porque eso nos ayuda a nosotras.

 

Anónimo, Trabajadora del Hogar.