«A mis 40, y sin ninguno de los apoyos me gustaría mucho tener un negocio por mi cuenta para comenzar a ahorrar un poquito. Y sobretodo ser dueña de mi tiempo y dedicarme a mi niño de 4 años. Él cuál  actualmente cuida de su hermano mayor porque no tengo familia que me apoye con él. Y para variar tuvo que salirse de la escuela a la que iba los fines de semana porque no me alcanza para los taxis. En fin… ojalá alguien voltee a vernos tantito, el gobierno debería apoyarnos.»